Posteado por: B&T | Viernes, noviembre 11, 2011

Audio: «La posesión demoníaca» entrevista al R.P. José Antonio Fortea Cucurull

Título: La posesión demoníaca
Autor: R. P. José Antonio Fortea Cucurull
Publicado aquí sin el permiso expreso del autor

R. P. José Antonio Fortea Cucurull, sacerdote y teólogo especializado en demonología.

José Antonio Fortea Cucurull (Barbastro, España, 1968) es sacerdote y teólogo especializado en demonología.  Cursó sus estudios de Teología para el sacerdocio en la Universidad de Navarra. Se licenció en la especialidad de Historia de la Iglesia en la Facultad de Teología de Comillas. Pertenece al presbiterio de la diócesis de Alcalá de Henares (Madrid). En 1998 defendió su tesis de licenciatura “El exorcismo en la época actual” dirigida por el secretario de la Comisión para la Doctrina de la Fe de la Conferencia Episcopal Española. Actualmente está en Roma realizando su doctorado en Teología.

La posesión demoníaca. En dos partes. Aproximadamente 38 min. 8 seg. en total.

Para cambiar de capítulo utilice las flechas situadas a los lados de la pantalla de información del reproductor.

Parte 1 de 2 Preguntas y temas: 1. Breve relato del Padre Fortea en su inicio como exorcista. 2. Desde el punto de vista de la psiquiatría ¿son enfermos mentales? 3. En la posesión diabólica ¿está Ud. hablando de enfermedad de manera metafórica o realmente es una enfermedad? 4. ¿Y por qué hay tanto misterio, o secretismo, dentro de la Iglesia al abordar este tema? 5. ¿Se oscurece el tema a raíz del Concilio Vaticano II? 6. Características de la posesión demoníaca. 7. ¿Los exorcistas le “hacen trampa” al demonio? 8. El Papa Juan Pablo II, la creencia en el demonio y los exorcismos. 9. Los ángeles y los demonios. 10. La última pregunta de esta parte se corta de origen. [19 min. 18 seg.]

Parte 2 de 2 Preguntas: 1. La Biblia dice y la Iglesia dice que Jesús vence al demonio en la cruz, ¿por qué el demonio sigue insistiendo?, o ¿fué una victoria parcial solamente? 2. ¿La existencia del demonio sería algo así como una cosa necesaria como parámetro comparativo antagónico evidentemente de lo que es el bien y el mal? 3. ¿Cómo elige el demonio a sus víctimas? 4. ¿Cuáles son los síntomas para que una persona o un familiar de una persona pueda preocuparse seriamente y pensar en la posibilidad de que una persona esté poseída? 5. ¿El primer paso cuando cualquier exorcista presenta un caso de presunta posesión diabólica sería mandarlo primero a un psiquiatra o especialista médico que descarte que hay un origen explicable científicamente patológico o de una enfermedad? 6. Por la experiencia que Ud. tiene, ¿cómo es la situación que vive el familiar, por ejemplo, de una persona poseída? 7. ¿El demonio a través de la persona poseída puede atacar a alguien? 8. ¿El arma o el utensilio, que utiliza el exorcista, es simplemente la oración?, ¿no hay otro medio de combatir al demonio? 9. ¿Incluso Ud., Padre, podría ser poseído por el demonio? 10. ¿Cómo se manifiesta durante un exorcismo el demonio? 11. ¿Es posible hacer un pacto con el diablo? 12. ¿Ud. tiene miedo al demonio, lo ha sentido cerca, no al demonio, sino al miedo al demonio? [18 min. 50 seg.]

bibliaytradicion.wordpress.com

SOBRE la REPRODUCCIÓN del CONTENIDO de B&T: Se concede el permiso para reproducir, total o parcialmente, las traducciones originales de este blog, en otras páginas o blogs, con la condición de mencionar el origen del mismo, así como a su autor original y el nombre del traductor. El autor de B&T hace lo correspondiente al tomar material de otras páginas, sin excepción, y a pesar de no concordar totalmente con las ideas de otras webs o autores, creyendo que en esto reside un simple pero no despreciable acto de honestidad.


Responses

  1. habra casos en el cual el demonio se le meta a un ateo. o tal vez a un indu, que tal a alguien que sea muy creyente y su fe muy fuerte pero en otro dios que no venga del cristianismo o del judaismo o islam que al fin tienen las mismas raicez. y que se haya necesitado un cura catolico para remediar el caso. contestame esa tal vez y me convierta.

  2. Tengo la impresión que el Anticristo no será una persona normal. Es casi seguro que sea un humano al que se le mete el demonio.

  3. Padre Fortea un gran amante de la tradición católica, gran admirador de la FSSPX, y gran enemigo de las falsas religiones.

    Y así la expresión de Dios mismo no ha quedado reducida a su Santa Iglesia. En cierto modo, cada religión, cada confesión cristiana, nos expresa el concepto de Dios bajo una espiritualidad distinta, a través de una estética diversa, con una óptica que aporta algo a todos.
    Y así me gustan las pequeñas iglesias protestantes de paredes blancas de madera, en medio de una pradera.
    Me gusta la sencillez de los cuáqueros y los amish reunidos para cantar y orar, rodeados de madera y simplicidad, con sus sombreros de paja colgados de las hileras de perchas de la pared.
    Me gusta la suavidad y hospitalidad que desprenden las palabras salidas de la boca de los sufíes.
    Me gusta ver como todo un cosmos musulmán gira alrededor de la Piedra Negra en la Meca, con un giro que sin duda honra al Padre de todos los hombres.
    Me entusiasman los monasterios zen: su orden, su limpieza, su pulcritud, su búsqueda de la Verdad.
    Me fascina el intrincado mundo espiritual que se construyó en el Tibet: enredado, complicado, pero sublime.
    Me gustan las grandes ceremonias anglicanas con toda su ceremonia y su pompa anglosajona.
    Me resultaría tan fácil orar en una pequeña iglesia ortodoxa iluminada sólo por las velas.
    Disfruto viendo a los hasidim danzando con sus rarísimos trajes cuya simbología desconozco.
    Se eleva mi espíritu ante la fotografía de un anciano rabino de venerable barba leyendo y reflexionando la Palabra de Dios en la que no osa mentar el nombre de su Autor.
    La misa tradicional
    Sabeís que hice el propósito de asistir en Roma a misa en todos los distintos ritos que existen en la Iglesia Católica. Ya he asistido a varios, y hoy me he dicho: ¿Por qué no voy a una misa tridentina?
    Así que he asistido a una misa de la Sociedad Sacerdotal de San Pedro, que están en comunión con Roma.
    Me han dado un bonito roquete para ponerme sobre la sotana y una birreta para la cabeza, puesto que en el coro estábamos tres sacerdotes. La iglesia era preciosa, antigua. La misa tenía toda la solemnidad de un gran pontifical. Celebrante con dos diáconos y un sinfín de acólitos. Coro, incienso, de todo.
    Pero a pesar de lo bien que han dicho la misa, a pesar de lo amables que han sido conmigo, a pesar de que estéticamente todo estaba muy bien, todo el rato no podía evitar el pensar una y otra vez que mi corazón pertenece a la misa del Vaticano II.
    Si me preguntáis qué defecto he visto a la misa a la que he asistido, mi respuesta es: ninguno.
    Si me preguntáis qué virtudes y aspectos positivos he visto: os diré que muchos. Sin embargo, ésta es la primera misa a la que asisto en este rito y, pienso, que será la última. Los ritos tienen un aspecto sentimental, que hacen que uno esté unido a ellos. Y para alguien que como yo ha crecido en el rito y el espíritu del Vaticano II, resulta imposible volver atrás.
    La misa tridentina y la misa de Pablo VI
    El Misal de Pablo VI es un tipo de misa que encaja perfectamente tanto para un gran pontifical como para una misa en el campo. Pero sobre todo nos aporta algo que se había ido perdiendo con el pasar de los siglos: la misa como banquete, la misa como cena, la misa como participación de la comunidad de una misma mesa. Esos aspectos quedan mucho mejor expresados en la nueva misa, sin quitar ni un ápice de solemnidad.
    Para mí la grandeza de la nueva misa es conjugar magistralmente el aspecto sacrificial con el recuerdo de que es la Última Cena. La misa actual ordinaria está mucho más cerca de las liturgias primitivas que la misa del siglo XVII.
    Por supuesto que este escrito mío no pretende desmerecer para nada a la misa tridentina. Mi única intención es remarcar los aciertos que supuso la introducción del nuevo misal y recordar que éste no puede ser tan incorrecto, tan inadecuado, como quieren hacernos creer algunos, puesto que Jesús quiso celebrar la Última Cena como la celebró.
    En mi opinión el más grande, revolucionario y renovador concilio que ha tenido la Iglesia Católica desde su fundación ha sido el Concilio Vaticano II. Y digo esto no tanto por sus documentos, sino por el espíritu que logró imbuir en la Iglesia. Otros concilios definieron mejor aspectos concretos de la fe, pero éste supo infundir un nuevo espíritu.
    Y por supuesto ningún mérito más grande que la gran y formidable reforma litúrgica. Los que denuestan a ese gran concilio lo hacen por los excesos que después muchos curas cometieron en su nombre.
    … Por otra parte, es indudable que el Vaticano II introdujo una frescura en las relaciones internas de la Iglesia. Antes, los aspectos formales habían ido creciendo hasta resultar cada vez más asfixiantes. Esas imágenes de grandes capas de varios metros, mucetas de armiño y toda esa parafernalia eran expresión de un espíritu, de un modo de ver y entender la Iglesia que, sin duda, nos acercaba más a los fariseos que a los pobres pescadores fundadores de nuestra Iglesia. Baste ver algunos libros de moral y manuales de confesores para darse cuenta de que habíamos errado el curso notablemente en algunos puntos. La moral adquirió tintes rígidos y rigoristas. El tono amoroso de Jesús de Nazareth quedaba muy oculto bajo algunos esquemas morales expresión de una época no solo moral, sino también puritana.
    La nueva liturgia fue expresión de un nuevo espíritu.
    Todos saben que me gusta el fasto en la liturgia, la grandiosidad de los pontificales, pero ese gusto no está reñido ni con la sencillez, ni con la simplicidad. Cuando hacemos de los aspectos accidentales de la liturgia motivo de agrio enfrentamiento, nos estamos desviando. La liturgia cuanto más bella mejor, pero no olvidemos que es un servicio, un modo de servir a los hombres a través del culto a Dios. Por lo tanto no ha de convertirse en un motivo de lucha e insatisfacción.
    ————————————————
    “Ya que he hablado de mi amor por la tradición, debo dejar claro que el tradicionalismo siempre me ha parecido un extremo tan vicioso como el de los ultraprogresistas clericales. E incluso me parece un extremo más vicioso el de los lefebvrianos. Porque si me he de condenar, casi prefiero hacerlo con la conciencia laxa de los teólogos holandeses, que no con el inflexible rigor de los miembros de la inhumana fraternidad de san Pío X”.
    Que raro, un miembro de la FSSPX hace referencia al material de este padre que según es contrario a lo que la FSSPX cree…

    • No soy miembro de la FSSPX, soy un laico católico que asiste a sus Misas y considera a este grupo como el más ortodoxo de todos. Es muy hipócrita venir a meter cierta cizaña y al mismo tiempo no encarar las opiniones que muchos sedevacantistas tienen respecto a Mons. Lefebvre y la F., y las cuales (opiniones) podría yo considerar las más afectadas, insultantes y torcidas. Conozco la posición del Padre Fortea, quien tiene su blog y que leo de vez en cuando, el hecho es que no es mi intención en mi blog hacer apología personal de nadie, cada quien responderá por lo que dice y hace, a mí me interesa traer la opinión autorizada del Padre Fortea en cuanto a demonólogo y exorcista, ni siquiera tanto como teólogo [corrijo esta tontería: es inherente su opinión como teólogo cuando habla del Infierno, el demonio, la condenación, etc. Lo que se debe cuidar en todo caso es que corresponda con lo que siempre se ha dicho]. Por lo anterior, sería mejor que se criticara o señalaran las faltas de lo que directamente se publica aquí, pues como he dicho, el Padre Fortea (y cualquier autor) se defiende solo y no es de mi interés tomar en cuenta sus opiniones personales sobre la FSSPX, el CVII o lo que sea. Por supuesto que el tradicionalismo está viciado, viciado por aquellos que hacen de una opinión teológica (la vacancia) una verdad absoluta y consideran a quienes no la sustenten, condenados y demás (con lujo de insulto y denostación), ¿no es bochornoso este aspecto cuando se pretende señalar en el Padre Fortea algo parecido (pero infinitamente más moderado y como opinión personal)?
      +
      PD: Cualquier religión ofrece una fuente de estudio muy vasta y uno se puede maravillar cómo Dios se ha manifestado en tales grupos (y hasta cómo han declinado y estancado), pero ello no quiere decir que uno considere menos o igual a la única religión fundada por Dios, el catolicismo. Dios no le pide que se deje de maravillar con las manifestaciones del mundo (dije maravillar, no dejarse absorber).

  4. Jose pepe.-Hipocritamente destilas modernismo puro

  5. la verdadera existencia de la vida es en espiritu no se porque la iglesia prohibe las liberaciones Te admiro y te respecto padre fortea

    • El verdadero camino, es decir, aquel que lleva a la felicidad eterna con Dios, no es el camino ancho y fácil, sino el estrecho y difícil, el que estipula el verdadero cristianismo y que representa el vínculo entre lo material y lo espiritual, la Iglesia siempre ha sido ecuánime en este sentido dando la debida importancia a cada cosa, teniendo los pies plantados en esta tierra pero con la vista siempre fija en la vida eterna. No cualquier forma de vida o filosofía de “liberación” tiene el objetivo de alcanzar esta verdadera felicidad. Muchas filosofías tienen el objetivo de “liberarse” precisamente de la forma de vida y nociones cristianas, lo cual, finalmente recae en un camino equivocado. “Fuera de la Iglesia no hay salvación”, es una verdad dura para muchos y que no perderá su validez sólo porque los hombres desean “liberarse” de otras formas.

  6. a todos con mucha fe les trasmito que verderamente DIOS existe,doy trestimonio de ello y lo maravillosos que es vivir al lado de el en constante oración al ESPIRITU SANTO,para que nos proteja del maligno que permanentemente nos asecha con su poder maligno,animo amiguitos mios no doblegen en su fe,y si el caso es que aun no encuentran la fuerza de DIOS,perdirles a cada uno de uds. que perseveren en la oración del santo rosario y poquito a poco llegaran a conocer a DIOS fisicamente como es mi caso marvilloso de haber visto fisicamente A MI JESUCRISTO TU JESUCRISTO,el es tan vivo como tu y yo,animo hermanitos mios al emnos una vez por semana reciban la santa EURARÍSTIA,así le cerraremos las puertas al maligno y no le demos espacio en nuestras vidas,si pasará algo de error porque somos humanos inmediatamente acudemos a reconciliarnos en la CONFESIÓN como si nos pasará un fataL ACCIDENTE,por el que tenemos que llegar de urgencia a EMERGENCIA de un hospital,asi inmadiatemente acudan a un sacerdote y reconciliencen nuervamente con nuestro CREADOR,a todos y cada uno de uds. mis hermanos los quiero mucho,esperando encontrarnos el gran día al lado de nuestro gran amor infinito,cuidaense mucho…saludos chaooooo…rivet alex


Categorías

A %d blogueros les gusta esto: