Posteado por: B&T | Lunes, agosto 30, 2010

El Calentamiento Global Desenmascarado: Su Agenda Encubierta

.
.

Título: El Calentamiento Global Desenmascarado: Su Agenda Encubierta
Autor: Michael Voris, S. T. B., de Catholic Investigative Agency & Real Catholic TV
Traducción: Alejandro Villarreal de B&T (2010)

.

.

Nota previa: Este texto corresponde a la transcripción y traducción del cuarto episodio de Catholic Investigative Agency, un programa de Michael Voris, de Real Catholic TV. El video está disponible en la página del autor. Las imagenes y algunos videos fueron añadidos.

.

Hola a todos, bienvenidos a la Agencia Católica de Investigación, este es nuestro cuarto episodio, y tratará, como pueden ver, sobre ‘El Calentamiento Global y su Agenda Encubierta’, tenemos, como es costumbre, cientos y cientos de horas de investigación y les puedo decir, como de costumbre, que no es fácil encontrar información de este tipo.

Es muy probable que muchas personas piensen que todo este asunto es verdad, que crean que es bueno el reciclar y no tirar cosas por cualquier lado, y que es bueno todo este tema de lo verde, que todo es benéfico y útil, y está bien, pero existe una agenda mucho más extensa trabajando aquí, y muchas personas, debido a sus ajetreadas vidas no tiene oportunidad de reflexionar si todo esto es verdad, ni puede revisar más de 600 horas de información investigativa, así que para eso estamos nosotros.

Existen tres diferentes objetivos aquí, que tiene el movimiento del cambio climático o calentamiento global:

1. El control de densidad poblacional o control natal
2. La cooperación global entre los gobiernos
3. El culto de adoración a la Tierra que sustituiría la adoración a Dios

 

Estas son tres de las principales metas y que no necesariamente están relacionadas una con otra, excepto en su correspondencia a la idea del calentamiento global o cambio climático, cada una tiene su propia agenda y la promueve, y en conjunto cumplen con la agenda general, del cambio climático. Cada una de estas agendas no se ocupa de las otras, pero la forma más efectiva en que cada una cumplirá con la propia es apoyando la histeria colectiva del calentamiento global.

Así que, como es usual, comenzaremos proponiendo una tesis, ¿cuál será la tesis de esta exposición?

Los líderes católicos deben reconocer el movimiento del calentamiento global por lo que es, el movimiento del calentamiento global es una estrategia gubernamental de dominio que utiliza el control de densidad poblacional o control natal como medio. Es un movimiento seudo-científico y ultra sensacionalista que está siendo utilizado para promover la agenda del calentamiento global, tal y como sucedió a principios del siglo XX con el movimiento de la eugenesia, algo que descubrimos durante la investigación de este tema y que es un asunto poco conocido por muchos. De hecho, el calentamiento global es sólo la ‘evolución’, el siguiente paso obvio, de esos primeros programas eugenésicos. Ahora, antes de exponer los motivos y el contenido de la agenda que está detrás del movimiento del calentamiento global, consideraremos lo que realmente está pasando y lo que se considera como ciencia, y sólo después, analizaremos cómo esta ‘ciencia’, que realmente es una ‘ciencia basura’, está siendo utilizada para promover la temible agenda de la ingeniería social.

Hablemos de los personajes claves detrás del asunto del ‘evangelio’ del calentamiento global. Éstos son importantes porque aportan el apoyo financiero, el cual es imprescindible, por su poder político, su influencia general y cultural, y del trasfondo de su filosofía; hablemos de la gente que está detrás de este movimiento mundial del calentamiento global, guiando su destino, obteniendo fondos, influencia general y cultural, etc.

Hablaremos sobre estos individuos, y citaremos algunos de sus dichos, sin respetar ningún orden en particular.

El primero es John Holdren, quien es el ‘zar’ de la ciencia de la administración Obama; es autor del libro ‘Eco Science’ (Eco de la ciencia); y es director de la Oficina de la Política sobre la Ciencia y Tecnología, en la Casa Blanca. Él ha dicho, refiriéndose al tema del calentamiento global:

“El cambio climático nos está llegando más rápido, con mayores impactos y mayores riesgos, de lo que los científicos ambientales esperaban, tan sólo hace algunos años”.

 

John Holdren

Así que, esta es la alerta que la Casa Blanca tiene para nosotros. Ha dicho además:

“Ya estamos experimentando una interferencia antropogénica. La pregunta oportuna ahora es, si podemos todavía evitar esta ‘catastrófica’ interferencia antropogénica en el clima”.

[Nota del traductor: El término antropogénico se refiere a los efectos, procesos o materiales que son el resultado de actividades humanas a diferencia de los que tienen causas naturales sin influencia humana. Wikipedia.]

Y continúa diciendo:

“No existe garantía de que esta catástrofe pueda ser evitada, incluso si comenzamos a tomar serias acciones evasivas en el corto plazo. Pero si esperamos, incluso una década más, para poner en marcha estas acciones, la oportunidad de evitar la ‘catástrofe’ se reducirá”.

Estos son los comentarios de John Holdren, durante una exposición en una conferencia del 2006, durante un seminario llamado “El significado del reto del cambio climático”.

Pasemos al siguiente, Bill Gates:

“El mundo debe eliminar todas sus emisiones de carbón y cortar todos los gastos que las sostienen, con el fin de prevenir una ‘catástrofe ambiental’, la cual afectará mucho más a los más pobres del mundo. Debemos hacerlo rápidamente y esperar un ‘milagro’ en un periodo muy corto de tiempo”.

 

Bill Gates

Por supuesto, ninguna discusión sobre el cambio climático estaría completa, sin el paladín del calentamiento global, Al Gore, quien en 2006 ganó un “premio de la academia” por su documental ‘An Inconvenient Truth’ (Una verdad incómoda), laureado en Hollywood. Al Gore ha dicho lo siguiente:

“La crisis del clima es, por supuesto, peligrosa en extremo. De hecho, representa una auténtica emergencia planetaria”.

 

Al Gore

Y también:

“La abrumadora evidencia actual, fuertemente sugiere que, a menos que actuemos decidida y rápidamente para enfrentar las causas yacentes del calentamiento global, nuestro mundo pasará a través de ‘terribles catástrofes’ sucesivas”.

Noten el uso reiterativo de la palabra ‘catástrofe’ en estos personajes. También ha dicho:

“Doscientos científicos, en cientos de países, han trabajado por más de 20 años, en la más elaborada y bien organizada colaboración científica de la historia de la humanidad, y han forjado un excepcionalmente sólido consenso, de que todas las naciones sobre la Tierra deben trabajar juntas para resolver la crisis del calentamiento global”.

 

IPCC - Intergovernmental Panel on Climate Change

Otro apóstol del calentamiento global es el Dr. Rajendra Pachauri, él es presidente del organismo de Naciones Unidas llamado ‘Intergovernmental Panel on Climate Change‘ (Panel Intergubernamental sobre el Cambio Climático), IPCC por sus siglas en inglés, está conformado por un panel intergubernamental para el cambio climático, el es el funcionario más alto de Naciones Unidas, respecto a este tema. Él ha dicho:

“Deberíamos estar preparados para lo peor, ya que estas temperaturas extremas continuarán”.

 

Dr. Rajendra Pachauri

Como nota adjunta, consideraremos cómo los medios de comunicación se refieren a todo este asunto del cambio climático y al referirse a estos personajes, enfatizando las credenciales de toda esta gente, al considerar sus opiniones. Así tenemos al Dr. Rajendra Pachauri, quien es considerado por los medios de comunicación como “el máximo científico sobre el clima”. Personalmente trabajé para los medios de comunicación durante muchos años y siempre sucedía algo singular al acompañar a los sustantivos con adjetivos calificativos, los cuales, éstos últimos parecían fusionarse de inmediato a la personalidad de quienes describían. Así que, en cada oportunidad que escuchamos algo sobre Pachauri siempre observaremos que está acompañado de estos énfasis sobre su autoridad en el clima, como el “científico más importante sobre el clima”, y que parece incrustarse profundamente en nuestras mentes junto a la idea de personalidad del personaje. Esta situación es muy extraña, porque el que es considerado “el científico más importante sobre el clima”, no es de ninguna manera, un científico, sino que tiene formación en la ingeniería ferroviaria y tiene un doctorado en economía. No tiene formación científica alguna en la rama por la que obtiene el título mediático del “científico del clima más importante del mundo”, y los medios de comunicación continuamente lo favorecen con este título.

Otra personalidad a quien reconoceremos de inmediato es Ted Turner, de quien reconoceremos también su ausencia de credenciales científicas, él ha dicho:

“La temperatura ambiental subirá ocho grados durante los próximos 10, 30 o 40 años y básicamente, las cosechas ya no se darán, la mayoría de las personas habrán muerto y el resto de nosotros seremos caníbales”.

 

Ted Turner

Así que, ¿qué tan real es esta amenaza? Toda esta gente famosa, con su preparación y su conocimiento, ¿podrían estar equivocados sobre este tema? Cuando las personas hablan acerca del calentamiento global, deben hacer una distinción muy importante, entre las variaciones climáticas naturales, como las variaciones de temperatura que afectan al crecimiento del maíz, por ejemplo, y que han sucedido por incontables años; y el calentamiento global antropogénico, antropos se refiere al hombre, y alude a los cambios que supuestamente provoca el hombre, de tal manera que la idea es que la Tierra sería un lugar feliz si no fuera por nosotros y por nuestra miserable acción contaminando el ambiente. La temperatura terrestre cambia de forma natural, algunas veces será más fría y otras más caliente, la Era del Hielo, de la cual todos tenemos noticia, fue un ejemplo de esto. Cuando las personas en la actualidad hablan acerca del calentamiento global, lo hacen sin referirse sólo a los cambios que suceden naturalmente, sino a las “terribles” emisiones de dióxido de carbono, y que tales emisiones vienen del hombre, por su industria o por su simple presencia en el planeta al espirar este gas, de tal manera que, todo lo que pasa debe ser culpa del hombre, así que, por esta razón los glaciares se derriten, y todo el mundo está enfrentando un caos por culpa de esa horrible criatura llamada hombre.

Grupos científicos, como la IPCC, integrados por paneles intergubernamentales, se encuentran haciendo declaraciones significativas sobre este tema, ellos son los principales promotores de la teoría del cambio climático global provocado por el hombre y están haciéndolo desde Naciones Unidas.

Al entender cómo actúa la contaminación en el aire, entenderemos que existen diversos contaminantes en la atmósfera, pero el dióxido de carbono no es un contaminante, es una sustancia presente en forma natural en la Tierra, en sus ciclos naturales, todos nosotros espiramos o exhalamos este gas por la acción de respirar, pero no es un contaminante, sin embargo, hace algunos años, la Suprema Corte de los EEUU lo consideró un contaminante, por esta sencilla acción le transfiere poder al IPCC y a toda clase de organizaciones afines para regularlo, debido a que es considerado un contaminante ahora está bajo la jurisdicción del IPCC, es decir, que por medio de esta sencilla acción se pretende regular todo un abanico de aspectos por parte del gobierno, obviamente, esta pequeña acción será parte natural de una serie de restricciones futuras.

La IPCC es el organismo que está dirigiendo y promoviendo la teoría del calentamiento global, causado por la acción del hombre, no debemos olvidar este hecho, todo llega y todo parte de esta agencia, los científicos de todo el mundo envían allí sus estudios y reportes, a esta organización que depende de las Naciones Unidas, y es esta organización la que decide cuáles descubrimientos serán publicados, no dicen, “publiquémoslos todos y fomentemos la controversia y el intercambio”, sino que nos muestran el cuadro que ellos desean, posteriormente, toda esta ciencia parcializada es traducida a diferentes idiomas, y el resultado que tenemos es, que personajes como Ted Turner se atreven a decir que en el futuro nos comeremos unos a otros, en el “preciso” periodo próximo de tiempo de 10, 30 o 40 años. Esta organización le da forma y dirección a la opinión, mediante el uso selectivo de estos estudios, de tal manera que sólo apoyen su propia teoría, y fuera de esta teoría no debe existir nada más.
Además, está la promoción que se le hace al ‘consenso general’ que supuestamente tienen los científicos sobre este tema, sin embargo, no existe un verdadero consenso entre ellos, si recuerdan, Al Gore ha afirmado enfáticamente que “existe un amplio consenso entre los científicos del mundo”.

Obama dijo, hace poco tiempo, en un discurso:

“Pocas cosas representan un gran reto para los EEUU y el mundo, como la urgencia para combatir el cambio climático. La ciencia detrás de esto está fuera de disputa, y los hechos son claros”.

 

Barack Obama

Sin embargo, un gran número de científicos publicaron su réplica a esta afirmación del presidente de los EEUU, en el diario ‘Chicago Tribune‘. Al final de esta réplica, dijeron:

“… Sr. Presidente, su caracterización acerca de los hechos científicos sobre el cambio climático, y el grado de certeza sobre el debate y consenso de los científicos, son sencillamente incorrectos”.

Se necesita mucho valor para sacar un desplegado en un diario y decir, “lo siento, Sr. Presidente, pero no gracias”. Los miembros de la comunidad científica no están de acuerdo con este ‘dogma tempestuoso’, sobre esta teoría del cambio climático global provocado por el hombre, pero estas opiniones contrarias son relegadas, los descubrimientos que no apoyan esta teoría no son publicados y existe un esfuerzo activo por parte de la IPCC para no publicar estos trabajos discrepantes. Son marginados, no reciben apoyos gubernamentales, no reciben premios ni incentivos, no reciben asensos, son amordazados y marginados, debido a que van en contra de la corriente dominante. La IPCC sólo se concentra en un punto y sólo un punto, que el planeta se está calentando y que el dióxido de carbono emitido por el hombre es la única causa responsable de esto. Pero esto no es ciencia, esto no representa una opinión científica, todos recordamos de nuestra formación escolar, que la ciencia siempre está probando las diferentes teorías e hipótesis, y si existe alguna que parece viable entonces se dedican a verificarla, y sólo después viene el consenso científico, después de una exhaustiva prueba a la hipótesis. Pero esto no es lo que ha sucedido aquí, y ni siquiera se acerca un poco a esto, no sólo las conclusiones de la IPCC se fundamentan en opiniones muy, pero muy sesgadas, sino que no existe ninguna otra conclusión alternativa, alguna que sea más razonable tanto desde el punto de vista teórico, como desde el experimental.

No podría exponer toda la profundidad técnica de este asunto, no soy un científico, sin embargo, puedo referirles un ejemplo de muchos que explican esta situación de los últimos cien años, sin recurrir a la teoría del calentamiento global provocado por el hombre. Esta explicación involucra algo que se llama ‘Oscilación Periódica del Pacífico’ (Pacific decadal oscillation), PDO por sus siglas en inglés, en resumen, el PDO es un cambio regional de los patrones climáticos que ocurre en el Nor Pacífico; estos cambios ocurren aproximadamente cada 30 años mediante fases positivas y negativas; esencialmente, esto provoca que circule el calor alrededor del globo terrestre.

Les mostraré algo más, la temperatura terrestre ha aumentado desde 1900 hasta 1940 en forma constante, la explicación de la teoría del calentamiento global dice que esto se debió al aumento de actividad industrial durante esos años, esto tiene lógica si tenemos en cuenta que durante esos años se manifestó la Revolución Industrial, con el consiguiente aumento de emisiones contaminantes, y no existían regulaciones, esto tendría sentido en el periodo comprendido entre 1900 y 1940, pero, si el aumento de temperatura está directamente relacionado con el aumento de actividad industrial y su contaminación, tendríamos que observar mayor elevación de la temperatura en picos de actividad industrial, éste es el punto de la teoría, a mayor dióxido de carbono, mayores temperaturas, sin embargo, a partir de 1940, con el aumento de la industrialización de las sociedades, se debería esperar un aumento de temperatura, particularmente, durante la Segunda Guerra Mundial, cuando muchos países estaban al tope de su producción, sin embargo lo que se observa durante el periodo de 1940 a 1970 es una estabilización, e incluso periodos donde baja la temperatura, ¿cómo puede ser posible esto?, ¿tendríamos que decir que la actividad industrial decayó a partir de 1940?

 

Gráfica 1. Temperatura superficial terrestre global, 1900-2009. AMPLIACIÓN DISPONIBLE

Sin embargo, los restantes 30 años hasta la actualidad, la temperatura ha comenzado nuevamente un ascenso, y particularmente, durante los 10 últimos años, ha comenzado una estabilización. Entonces, desde 1900 hasta la actualidad, podemos dividir el comportamiento de la temperatura ambiental en tres periodos notables, un ascenso notable en el primer tercio, una estabilización con bajas apreciables al medio, y de nuevo, un ascenso con una estabilización en los últimos años.

Los primeros años se caracterizaron por una relativa poca actividad industrial, y la temperatura se incrementó, posteriormente, en el segundo tercio, sabemos que la actividad industrial llegó a un pico, y la temperatura se estabilizó con amplios periodos de decremento de temperatura; esto no refleja fielmente esta correlación establecida por la teoría del calentamiento global, respecto a la emisión de dióxido de carbono y el aumento de temperatura. El segundo tercio considerado parece salirse completamente del modelo propuesto.

El movimiento del calentamiento global ha gastado millones de dólares en investigaciones, la mayoría de los cuales viene de los impuestos, tratando de explicar estas diferencias de temperatura. A partir de la mitad del siglo XX, los gases de invernadero aumentaron, sin embargo, las temperaturas se estabilizaron y aún mostraron periodos de decrecimientos, no fueron decrecimientos dramáticos, aunque sí significativos, porque la teoría es, a mayor emisión de gases mayor es el incremento de la temperatura. Existen periodos probados de aumento de actividad industrial, pero decremento de la temperatura, ¿por qué esta incongruencia?

 

Gráfica 2. Índice de la Oscilación Periódica del Pacífico (PDO), 1900-2009. AMPLIACIÓN DISPONIBLE

Una explicación lógica para esto es el PDO (Oscilación Periódica del Pacífico), podemos observar este comportamiento en una gráfica, cuando la fase del PDO es positiva, se manifiesta un aumento de la temperatura, cuando la fase del PDO es negativa, la temperatura decrece un poco, y esto ha sucedido en periodos aproximados de 30 años. Esta explicación es mucho más simple y se ajusta mucho mejor a la realidad.
Pero no, todos los humanos debemos tener la culpa por causa de nuestra presencia y nuestras inhalaciones y exhalaciones.

 

Gráfica 3. Índice de la Oscilación Periódica del Pacífico (PDO), 1900-2009. AMPLIACIÓN DISPONIBLE

El punto es, ¿por qué el IPCC o las Naciones Unidas se niegan a, por lo menos, considerar causas naturales en este aumento de temperatura, a tenerlas presentes en el debate? Porque ellos están obstinados en que la única causa sea la producción de dióxido de carbono que viene de los seres humanos. Pero esto, repito, no es científico, algún científico podría suscribirla, pero no estaría sustentándola con conocimiento probado. El ambiente de la Tierra es complicadísimo, aquí entran una infinidad de variables e interrelaciones que son muy difíciles de comprender en profundidad, y por supuesto, no estamos en posición de predecir impactos mundiales ni catástrofes, ni siquiera para los siguientes 10 a 20 años.

 

En el tema del 'calentamiento global' la ONU sólo parece buscar explicaciones que se ajusten a una solución preestablecida, a la consigna de la reducción de la población mundial.

Ahora, no estamos diciendo que sea algo inútil el tratar de comprender los procesos del planeta, debemos ser buenos administradores de la creación, y al hacer esto, nuestros científicos nos dan la pauta para hacerlo de la mejor manera posible. El movimiento del cambio climático está diciendo que el hombre es la causa del incremento de la temperatura en el mundo, y está diciendo que lo está haciendo en tal magnitud que el mundo no podrá recuperarse de un impacto catastrófico futuro, esta es su afirmación. Sin embargo, no existe ninguna razón para creer que los altos niveles de dióxido de carbono son la causa del aumento de la temperatura terrestre. ¿Esta es sólo una hipótesis o están seguros que una cosa causa la otra?

Como el prominente investigador Roy Spencer dijo:

“La visión del IPCC no ha considerado ninguna investigación profunda sobre el papel de la naturaleza en el cambio climático. Ellos sólo se han dedicado a señalar a la humanidad, en esta escena del crimen, de tal manera que el único responsable debe ser la humanidad”.

 

Roy Spencer

Esta actitud no es científica, tan sólo son presunciones que podemos leer en los tabloides. Por cierto, esto lo dijo Roy Spencer quien ha escrito un libro muy interesante sobre el tema, titulado “The Great Global Warming Blunder” (La gran metedura de pata del calentamiento global) y de donde extraemos el resumen del PDO. Entonces, muchas de las reglas básicas de la ciencia son descartadas, se realizan afirmaciones no probadas y presunciones cada día, todo esto es tratado como un hecho, apoyados con modelos por computadoras, con modelos teóricos, y todos los científicos serios que cuestionan estas conjeturas, por medio de sus propias investigaciones, con sus propios estudios, los cuales parecen ser mucho más razonables, son ignorados, relegados, ridiculizados y por supuesto no son admitidos en la academia al momento del debate. El tema se ha fijado en el caso del asunto de cambio climático, y el tema es si el hombre es responsable o no, por este cambio climático. Pero no toda las personas lo creen como lo muestran, muchas personas creen que existe una agenda política detrás de este movimiento, ellos ven una gran mentira detrás de todo esto. El fundador del ‘Weather Channel’, John Coleman, y quien debe saber algo sobre el clima, ha dicho:

“El calentamiento global es uno de los más grandes engaños de la historia”.

 

John Coleman

El comentario complementario que se puede hacer al de Coleman es, que el calentamiento global es el tema más comentado de la historia, prácticamente no existe nadie en EEUU (o el mundo) que no haya escuchado algo sobre esto. Está en las películas, en la televisión, en los productos de consumo, todo apunta a lo verde, todo. Pero es legítimo preguntar, ¿por qué debe ser de esta manera?, ¿porqué todo un país está al corriente de este relato de ciencia basura e ignora mucho de lo verdaderamente importante sobre su cultura? Uno de los promotores del movimiento del cambio climático, tiene una respuesta a esta interrogante:

“A menos que anunciemos un desastre, nadie escuchará”. Sir John Houghton. Primer presidente de IPCC.

 

Sir John Houghton

Aquí hay otro:

“No importa cuál sea la verdad, sólo importa lo que la gente cree que es verdad”. Paul Watson. Cofundador de Greenpeace.

 

Paul Watson

Y otro:

“La única manera de que nuestra sociedad realmente cambie es atemorizarla con la posibilidad de una catástrofe”. Dr. Daniel Botkin. Profesor emérito de la Universidad de Santa Barbara.

 

Dr. Daniel Botkin

Observen quienes son estas personas, son líderes en este campo, y dicen, no importa cuál sea la verdad, sólo repítela, atemoriza a las personas, oblígalas a actuar; y esta forma de razonar ha estado presente desde hace mucho dentro del IPCC. Han seleccionado los trabajos científicos que han querido, muy cuestionables, por cierto, los han promocionado en los medios de comunicación y han ofrecido conferencias de prensa para anunciar una catástrofe provocada por el hombre que sucederá pronto. El panel intergubernamental del IPCC no es una organización científica, se llama a sí misma de esta manera, pero no lo es, es sólo una asociación política de presión, con apariencia científica, actúan promoviendo su teoría de apariencia científica, fundamentada en algunos, sólo algunos de los trabajos que respaldan su visión, mientras que ignora todos los demás. Su tesis gira sobre la emisión humana de dióxido de carbono, la cual, a su parecer, es la única responsable. Esta teoría funge como trampolín para los dirigentes de la IPCC. Al hablar de la dirigencia de la IPCC no me refiero a los científicos que respaldan su visión, sino a los funcionarios a cargo, quienes ocupan las oficinas, y quienes se relacionan con muchos otros grupos con agendas similares o afines, compatibles con el trasfondo del movimiento del calentamiento global.

El objetivo principal de estos grupos es el control de densidad poblacional, o control natal; la cooperación intergubernamental y la promoción del culto a la Tierra como nueva religión.

Estos grupos, aparentemente sin afinidad exterior, tienen mucho en común bajo la visión del calentamiento global. Una de las filosofías comunes de esos grupos es el lema de que lo verde es lo correcto, y cuando lo llevan a cabo, lo primero que obtienen es dinero, muchísimo dinero, la cantidad de dinero que genera el movimiento del cambio climático es pasmosa, estos grupos cuentan con una gran liquidez, una liquidez verde, la cual fluye hacia las tecnologías verdes, las formas alternativas de generación de energía, investigación climática, etc., y mucho de este dinero viene de los impuestos. Por ejemplo, sólo en el 2009, el banco HSBC estimó que se gastaron 94 mil millones de dólares en estímulos ‘verdes’, en todo el mundo, ¡94 mil millones de dólares!, ¿y de dónde viene todo ese dinero?, la mayor parte de los gobiernos, aunque no todo, lo demás, de corporaciones, de celebridades de Hollywood, de bancos, de organizaciones filantrópicas, de fondos de retiro, de Iglesias, de lo cual hablaremos más adelante, todos están invirtiendo su dinero en esta causa. Podríamos pasar horas hablando de la ruta de este dinero, es todo un tema en sí, pero ahora mismo no lo abordaremos completamente.

¿Qué más obtiene la dirigencia del IPCC?, bueno, no sólo dinero, aunque obtiene mucho, también obtiene prestigio, ¿cuánto prestigio?, bueno, si consideramos el Premio Nobel de Al Gore de 2007… ¿Por qué se lo dieron? Por su esfuerzo denodado en esparcir el conocimiento respecto al cambio climático provocado por la acción del hombre y su producción de dióxido de carbono, aunque cabría preguntarse, si todos sabíamos ya que el hombre produce dióxido de carbono, ¿por qué debemos premiar a alguien por recordárnoslo?, ¿descubrió algo insólito? Gore como el hombre estandarte del movimiento verde, hizo una interesante declaración en su libro “Earth in the Balance” (La Tierra en el balance):

“El destino de la humanidad, así como el de la religión, depende del surgimiento de una nueva fe en el futuro. Armados con esta nueva fe, podremos hacer posible la re-sacralización de la Tierra…”.

 

Al Gore "exaltado"

Y no es el único, muchos apoyan esta exaltación de la Tierra o de la naturaleza, creyendo también que la naturaleza es un ser determinado, de hecho así lo hacen, en un intento de adorar a la creación en lugar del Creador. Aquí es donde la IPCC también es muy importante, más allá de aportar argumentos seudo-científicos, está su tarea de apoyar estas tres causas, las cuales han sido elaboración del calentamiento global:

1. El control natal
2. El gobierno mundial
3. El culto de adoración a la Tierra

Estas tres causas tienen su común denominador en el movimiento del calentamiento global, todas apoyan la agenda del calentamiento global, porque a su vez ésta favorece la realización de sus propias agendas. Analicemos las agendas particulares de estas causas y sus métodos, y la forma en que el movimiento de calentamiento global las favorece, primero el control natal. Su primordial objetivo es convencer a las personas de que la histeria o el dramatismo alrededor del cambio global está justificado, es convencer a las personas que el calentamiento global tiene una única causa antropogénica.

John Holdren, el ‘zar’ de la ciencia de la administración Obama, dijo:

“Una menor población es mucho mejor por varias razones: son preferibles 8 mil millones de personas en el 2100, por mucho, que 10 mil millones. El reducir el crecimiento poblacional puede ser logrado con medidas atractivas en sí mismas (por ejemplo, la educación, las oportunidades, el cuidado a la salud, los ‘derechos reproductivos’ de la mujer)”.

Observemos como esta gente construye sus argumentos: la Tierra se está calentando, la producción de dióxido de carbono de los humanos es el único responsable de esto; problema, causa y, naturalmente llegará la solución, que es la reducción de la población.

Bill Gates ha dicho lo siguiente:

“El mundo actualmente tiene una población humana de 6.8 mil millones… la cual crecerá a unos 9 mil millones. Si hacemos un buen trabajo con las vacunas y los servicios de salud reproductiva, podríamos bajar esta tendencia en quizás un 10% a un 15%”.

Al Gore dijo al respecto:

“Las naciones del Tercer Mundo están produciendo muchos niños en muy poco tiempo… ya es tiempo de ignorar la controversia sobre la planeación familiar y llevar a cabo un control de crecimiento poblacional…”.

Cuando se le preguntó que ampliara sus comentarios sobre esto, él sugirió gastar más en métodos de control natal y en promover el aborto en los países en desarrollo.

El máximo científico climático, ¿lo recuerdan?, el Dr. Rajendra Pachauri dijo:

“China ha contribuido significativamente al bienestar de la Tierra al haber refrenado exitosamente el crecimiento de su población, y al disminuir su consumo de energía y de recursos”.

¿Cómo lo ha hecho? China lo ha logrado por medio de la política de un sólo hijo, y por medio del aborto forzado.

Recordemos a Ted Turner, este es un extracto de una entrevista de 2007:

…el no actuar sería catastrófico. La temperatura subirá 8 grados en 10, 10 no, en 30 o 40 años, y básicamente las cosechas ya no se darán, la mayoría de las personas morirá y el resto de nosotros seremos caníbales, la civilización se vendrá abajo, muy pocas personas sobrevivirán como en las regiones de Samoa o Sudán, viviendo en condiciones intolerables, la situación será tan intolerable que el maíz ya no crecerá… el no actuar sería un suicidio, tal como usar bombas entre nosotros y utilizar armas atómicas es un suicidio, así que tenemos que dejar de hacer dos cosas suicidas: dejar de producir armas nucleares y después de eso, tenemos que “estabilizar” a la población…
-¿qué hay de malo con la población?
-somos ya muchas personas, esa es la razón del calentamiento global, tenemos calentamiento global porque muchas personas utilizan muchas cosas, si tuviéramos menos personas, éstas utilizarían menos cosas…

Lo oyeron de él, no tendría que agregar mucho, tan sólo ha repetido todo el ‘evangelio’ del cambio climático. Miles de millones de dólares se han gastado promoviendo la anticoncepción y el aborto en todo el mundo, no para mejorar la salud de las personas, sino sólo para reducir el número de personas en el planeta, hasta el momento sólo han reducido la rapidez con que crece la población, pero el objetivo es reducirla drásticamente. Ustedes lo oyeron, tenemos que reducir la población, tenemos que reducir el número de gente, de la humanidad, también veremos otras opiniones al respecto en breve. Imaginen el equivalente del número de personas que han muerto gracias al aborto, las esterilizaciones y la anticoncepción, y lo están llevando a cabo los más ricos y famosos, quienes tienen una gran influencia, están afirmando la necesidad de deshacerse de personas o de reducir grandes porciones de la humanidad, eso es lo que pasa aquí. Tenemos una cita más, y realmente es la afirmación más ridícula que he escuchado en mi vida:

Ésta es del duque de Edimburgo, el príncipe Felipe:

“Si yo reencarnara, desearía regresar a la Tierra como un virus letal que reduzca los niveles de población humana”.

 

El "príncipe" Felipe, duque de Edimburgo

¡Esta es la “realeza”!, y lo dijo al mundo en una reunión pública para recaudar fondos para la vida silvestre, hace un par de años.

John Davis, el editor del diario ‘Earth First!’ (¡La Tierra primero!), dijo:

“Sospecho que el haber erradicado la viruela fue un error, ésta jugaba un papel importante en el balance de los ecosistemas”.

 

John Davis

Sir James Lovelock, científico, futurólogo y ambientalista, dijo:

“La gran amenaza para el planeta es la gente: hay mucha…”

 

Sir James Lovelock

Este personaje es un ambientalista muy respetado.

Dave Foreman, co-fundador del diario “Earth First!” (¡La Tierra primero!):

“Mis tres principales metas serían reducir la población humana a unos 100 millones en todo el mundo, destruir la infraestructura industrial y procurar el retorno de la vida silvestre…”

 

Dave Foreman

¡100 millones!, reducir la población mundial que es de 6.5 mil millones a esa cantidad, pero eso sí, respetar a los perros, gatos y demás.

Ted Turner, de nuevo:

“De la población total de 250 a 300 millones (en EEUU), sería ideal una declinación del 95% en los niveles actuales”.

Me pregunto, ¿de qué lado de la población se consideraría él mismo?

El ‘Club of Rome‘ (Club de Roma) en su documento ‘Objetivos para la humanidad’ expresó:

“… el número resultante ideal sostenible para la población mundial, por lo tanto, es de no menos de 500 millones, pro no más de mil millones”.

 

Club of Rome

Ellos son parte de muchos clubes que se reúnen a decidir arbitrariamente que todos nosotros producimos demasiado dióxido de carbono para su propio nivel de bienestar y por lo tanto, debemos desaparecer.

Christopher Manes, escritor del diario ‘Earth First!’ (¡La Tierra primero!), afirmó:

“La extinción de la especie humana no sólo será inevitable sino algo positivo”.

 

Christopher Manes

Todos ellos representan la clase dirigente dentro de este movimiento, aunque suenen como dementes y ebrios en un bar a las tres de la mañana, tratándole de sacar conclusiones profundas a su vaso con gin & tonic, sobre la forma en que debe funcionar el mundo, esta gente es muy respetada, ellos son conocidos, han recibido toda clase de premios y reconocimientos, desde premios Nobel, dinero, nuestro dinero de los impuestos para financiar estas conclusiones ridículas, de esto se trata el movimiento del calentamiento global.

Este podría perturbarles, es de David Brower, el administrador general de ‘Sierra Club‘:

“El tener hijos debería considerarse un crimen en contra de la sociedad, castigable, a menos que los padres tuvieran una licencia por parte del gobierno para tenerlos”.

 

David Brower

Miren quien lo dijo, el administrador general del “Sierra Club“, no lo dijo alguien tomado al azar de la calle, o un demente (aunque sí lo parece), esta gente ocupa puestos en universidades, son financiados con cantidades inconmensurables de dinero, y miren lo que desean hacer, lo expresan abiertamente, no es imposible encontrar el contenido de sus agendas bien detallado y escrito, no las están escondiendo, son públicas, porque saben que pocos leen, y que menos aún harán algo al respecto, que a muchos no les importa lo que quieran hacer y así, son libres de hacerlo. Porque a nadie le importa lo suficiente para preocuparle, y para tratar de hacer algo al respecto, estas afirmaciones son limítrofes con la estupidez, ¡una licencia del gobierno para tener hijos! El objetivo principal de la agenda del control natal es crear un mundo con menos y “mejores” personas, una utopía.

Quizás piensen que no es posible, que todos ellos son un montón de locos, que el gobierno no puede permitirlo, obviamente mucho de esto no sucederá, sin embargo, si nos atenemos a la historia, a un punto poco explorado de ésta, observaremos que hubo una época cuando los científicos encabezaron un movimiento con una agenda social que proponía estos objetivos y aún los ejecutó, lo hizo, hablamos del movimiento eugenésico, muchas personas piensan que la eugenesia sólo está relacionada con Hitler, los judíos y los campos, al contrario, no es así.

El movimiento del calentamiento global tan sólo es la ‘evolución’ natural del movimiento eugenésico, la filosofía detrás del movimiento eugenésico es el motor del movimiento del cambio climático, el movimiento eugenésico fue un programa más o menos confidencial para deshacerse de los indeseables. Dependiendo a qué grupo pertenecían las personas, según la clasificación eugenésica, era el grado de consideración como indeseable, pero de algo pueden estar seguros, que en sus definiciones, los promotores de este movimiento no se incluían dentro de los indeseables.

El movimiento del cambio climático tan sólo es un programa con una agenda encubierta que está llevando a cabo los objetivos del antiguo programa eugenésico más allá de lo que éste último imaginó. No sólo está considerada como objetivo indeseable la población del Tercer Mundo, sino una reducción total de la población mundial. El movimiento del calentamiento global es sólo una máscara sofisticada para un programa eugenésico mundial, empleando muchas de las mismas tácticas, como la ciencia basura o lo que tiene apariencia de ciencia, la histeria colectiva, campañas masivas de relaciones públicas, y la eliminación real de los indeseables, y en donde se incluyen, no razas específicas, sino principalmente a quienes ganan poco dinero y a quienes pertenecen a las “clases bajas”, y en la reducción total del número de humanos, de tal manera que los que queden puedan disfrutar del mundo, con muchos recursos al alcance y todo para ellos. Esto suena como ficción, ¿no es cierto?, pero desafortunadamente no lo es, veamos qué es lo que comparte el movimiento eugenésico con el movimiento del calentamiento global.

La eugenesia es una teoría para limpiar y reducir la población. Muchas personas piensan que el movimiento eugenésico acabó con la Segunda Guerra Mundial, con el régimen nazi, pero no es así. La eugenesia en EEUU fue aplicada para deshacerse de los indeseables, primero los inmigrantes y después de quienes ya vivían ahí, muchos dirán, ¿de qué hablas, eugenesia en EEUU?, ¡sí, eugenesia en EEUU!, este movimiento surgió en el tiempo cuando se practicaba la esclavitud y termino cuando la inmigración se incrementó, lo que llama la atención aquí es la incesante apelación a la eugenesia durante este periodo, al llamarla parte de la ciencia, esto con el fin de guiar a la opinión pública a favor de una limpieza racial, esto no fue ficticio.

Actualmente, la cuestión ya no está limitada sólo por criterios de raza, la limpieza racial nunca fue popular, por ejemplo, en la novela de F. Scott Fitzgerald de 1925, “The Great Gatsby” (El gran Gatsby), está impregnada de este espíritu de su tiempo, y que también se puede observar en la película de Robert Redford y Mia Farrrow de 1974, del mismo nombre:

-Nick, ¿has leído ese libro de Goddard, “El nacimiento de los imperios de color”?
-No, ¿por qué?
-Buen libro, todos deberían leerlo. Mira, el punto es que si no tomamos cartas en el asunto, la raza blanca será eliminada… ¡Eso no puede suceder!, pero depende de nosotros, quienes dominamos racialmente, el vigilar a las otras razas.
-Los derrotaremos.
-No, Daisy, ya ha sido científicamente probado, verás, nosotros los nórdicos, tu, yo y…
-Disculpe, señor…
-Gracias. Con permiso… decía, nosotros somos responsables por todas las cosas que constituyen la civilización, el arte, la ciencia y todo lo demás.

La primera vez que vi esta escena, no sabía de lo que hablaban, después de investigar un poco, todo fue claro, en realidad es así de literal, seguiremos analizando lo que sucedió en EEUU, respecto a este tema.

Recapitulando:

El movimiento eugenésico fue un programa del pasado, sin embargo, el control natal sigue vigente, y todo se trata de producir y mantener a una parte de seres humanos “superiores”, sobre los demás. Las tácticas de intimidación fueron empleadas en tal medida, que la seudo-ciencia saturó la cultura popular con el temor de que el país no podía convertirse en una raza de mestizos y de no-blancos.

Ahora consideremos las palabras de Oliver Wendel Holmes, Jr., de la Suprema Corte de los EEUU:

“Sería mejor para todo el mundo, si en lugar de esperar a ejecutar a los criminales degenerados, o dejarlos morir de hambre por su estupidez, las sociedades pudieran prevenir que se multipliquen, quienes evidentemente no son dignos de su especie. Tres generaciones de estúpidos son suficientes”.

 

Oliver Wendel Holmes, Jr.

Esto dicho por un juez de la Suprema Corte de Justicia de los EEUU, expresada en su opinión de 1927 por el caso Buck vs Bell.

En los EEUU, entre quienes apoyan la eugenesia están:

Teodoro Roosevelt.
El National Research Council (Consejo Nacional para la Investigación).
La National Academy of Sciences, NAS, (Academia Nacional de las Ciencias).
Distinguidos filántropos.
Prestigiosas universidades.
Varios colegios y preparatorias.

El movimiento del calentamiento global se precia de tener entre sus simpatizantes a la Academia Nacional de las Ciencias de EEUU (NAS), pero la NAS hace algunos años también se pronunció a favor de la eugenesia. El apoyo de la universidades, colegios y preparatorias se da al momento de enseñar esta teoría en sus salones de clases. Tan sólo en 1928, la eugenesia era una materia regular en 326 cursos diferentes en escuelas, con 20 mil estudiantes atendiendo estas clases, como parte de su rutina diaria, ¿pueden imaginarse en la actualidad a alguien escogiendo sus materias?, filosofía, cálculo, trigonometría, eugenesia y…, esto sucedía.

 

Margaret Sanger

Margaret Sanger, todos sabemos algo de ella, fundo ‘The American Birth Control League‘ (Liga estadounidense para el control natal), con el fin de apresurar la legalización de la anticoncepción para los ilegales, los inmigrantes y las mujeres pobres. En su tiempo, la eugenesia era enseñada como parte de la ciencia y parte del progreso, constituía la aplicación natural en el tema de la reproducción, así como se seleccionaban caballos, así se seleccionaban a los humanos, descartando a los indeseables. Fuera de los relatos nazis y la eugenesia, los estadounidenses no tenían mayor noticia en este tema, hubo leyes para esterilizar personas, aceptadas en muchos estados de la nación estadounidense, era una ley importante, y por lo tanto, mucha gente debía ser esterilizada, si piensan que esto ocurrió sólo en pocos lugares aislados, les tengo una noticia escalofriante, comenzó en 1923, y, por ejemplo, el estado de Oregón practicó esterilizaciones forzadas a 2,648 personas, incluyendo a enfermos mentales, criminales, epilépticos y homosexuales. Y este estado tuvo la poco encomiable distinción de utilizar el método de la castración como forma de esterilización, ¿cuándo terminó esta práctica en Oregón?, muchos dirán, nunca escuché de tales cosas, pero la última esterilización se llevó a cabo en 1978, pero ellos no fueron los únicos utilizando estas terribles prácticas, California era considerada el ‘epicentro’ de la eugenesia estadounidense, ellos esterilizaron a 20 mil de sus ciudadanos, el estado de California, y todo esto apoyado en una ley. De hecho, un tercio de las esterilizaciones llevadas a cabo en EEUU fueron realizadas en California. Fueron un total de 60 mil esterilizaciones forzadas, y alrededor de 30 estados llevaron a cabo esterilizaciones forzadas amparadas por ley:

 

Estados de la unión americana que implementaron la esterilización forzada, a principios del siglo XX, cuando estuvo en boga el movimiento eugenésico

Pensilvania, Indiana, California, Connecticut, Washington, Iowa, Nevada, New Jersey, New York, Kansas, Dakota del Norte, Wisconsin, Michigan, Nebraska, New Hampshire, Oregón, Dakota del Sur, Idaho, Alabama, Delaware, Montana, Virginia, Maine, Utah, Minnesota, Mississippi, Arizona, Carolina del Norte, Virginia del Oeste, Oklahoma, Vermont, Carolina del Sur y Georgia.

Miren el mapa, todo esos estados llevaron a cabo esterilizaciones forzadas por ley. 29 estados pusieron en práctica estas leyes entre 1930 y 1934. Que quede claro que las ideas sí tienen consecuencias, miles de estadounidenses fueron esterilizados en contra de su voluntad, debido a que la “élite” millonaria presionó para que se aceptara este asunto como científico y como un programa normal para regular a la sociedad. Esto fue aprobado por el gobierno de los EEUU, el gobierno federal. De hecho, ya en 1900, los negros que vivían en EEUU fueron el objeto principal de un grupo eugenésico para ser esterilizados, muchos quienes fueron “perdonados” de recibir estas esterilizaciones, fueron “beneficiados” con abortos, a consultar médicos eugenésicos con el fin de encontrar métodos alternativos de esterilización, y mediante muchas otras formas de manipulación. Los negros y otros grupos que no eran blancos, eran encarcelados si no consentían en su esterilización.

The American Birth Control League‘ (Liga estadounidense para el control natal), fundada por Margaret Sanger, fue originalmente un brazo del movimiento eugenésico. Ella comenzó un programa a finales de la década del 20 del siglo pasado, específicamente dedicado a los negros, llamado ‘The negro project’ (El proyecto del negro), y estuvo financiado, fue apoyado económicamente por John D. Rockefeller III, y en 1942 cambió su nombre a ‘Planned Parenthood Federation of America[una de las organizaciones abortistas más activas en la actualidad].

 

John D. Rockefeller III

La idea original de la eugenesia no fue de Hitler, pero él creía en la superioridad aria, este concepto racial hegemónico fue estadounidense, el vio que sucedía esto en los EEUU y lo tomó para su filosofía nacionalista. Incluso Hitler recibió fondos de los Rockefeller y los Carnegies para llevar a cabo investigaciones y experimentos en el ‘Kaiser Wilhem Institute‘ de Alemania. Pero todo tiene que ver con la esterilización y la eugenesia.

El control natal ya no tiene un enfoque racial, ahora es una especie de sobrevivencia del más apto [¿donde escuchamos esto?], para apoyar y promover la supervivencia de una “clase de élite superior” en los seres humanos. La constante propaganda que nos invade actualmente, a través de campañas de publicidad, películas, noticias, incluso desde las marcas de ropa, todas nos informan que día a día se hace algo, como el esfuerzo para que los productos sean globales, incluso la reproducción humana, se nos dice que contribuye a la formación de gases de invernadero, los cuales destruyen la atmósfera, que nos afectará a todos y moriremos.

A través de la intimidación y el sentimiento de ilegalidad o trasgresión, somos forzados a reducir nuestras emisiones de dióxido de carbono. La fórmula de este tipo de propaganda es muy simple, grandes poblaciones son equivalentes a grandes emisiones de carbono y esto a su vez es equivalente al calentamiento global. Políticos de todo el mundo, científicos, filántropos, climatólogos, etc., todos ellos claman por la reducción del número de población mundial, a través del control natal, y sólo así, según ellos, se acabará el problema del calentamiento global, el falso problema. Según ellos, para reducir las emisiones de dióxido de carbono, se debe reducir el número de personas, nada más y nada menos. Sin personas, no existiría la emisión de dióxido de carbono.

Un reporte de Naciones Unidas, titulado “Las mujeres, la población y el clima”, establece que deben colocarse más mujeres en los centros de trabajo, con el fin de reducir la población global. En vez de concentrarse en planear familias, las mujeres se concentrarán en sus carreras laborales. Este preocupante reporte también afirma que el establecimiento de la necesidad por los anticonceptivos y el aborto, en los países del Tercer Mundo, será una forma natural de control poblacional y no habrá necesidad de forzar a las personas.

Así que, sus maravillosas soluciones incluyen la promoción de los anticonceptivos y el aborto, y todo se arreglará paulatinamente.

Optimum Population Trust‘ (Consorcio de la población óptima), es una organización británica y que ofrece servicios a las personas que apoyan el movimiento verde. Se puede donar dinero a este consorcio, y este grupo se encargará de esparcir anticonceptivos, píldoras abortivas, abortos para las mujeres del tercer mundo, como África y Haití, y de esta manera estarán “ayudando” a que se reduzcan las emisiones de dióxido de carbono, al no dejar que haya nacimientos, o deshaciéndose de los niños por nacer, este es el objetivo ‘verde’ de este movimiento.

El ex vicepresidente Al Gore, afirmó en Copenhague, muy recientemente, que el gastar recursos en métodos anticonceptivos, en métodos de “planeación familiar”, programas de servicios de aborto en los países del tercer mundo, ayudará a reducir la amenaza al medio ambiente. Muchos de estos programas son esparcidos por todo el mundo, especialmente el tercer mundo, a través de Naciones Unidas, a través del Fondo Monetario Internacional, el Banco Mundial, entre otras instituciones. El arreglo de fuerzas que presionan para hacer cumplir estas agendas, el dinero detrás de esto y las influencias, es asombroso.

¿Recuerdan las elecciones que recién terminaron en Kenia, hace unas semanas?, el vicepresidente de los EEUU, Joe Biden, fue a Kenia (julio 2010), y durante la pronunciación de su discurso, dejó bien clara la siguiente condición: “Si los kenianos votan a favor de una serie de reformas”, entre la cuales se incluye el aborto, aunque se cuidan de mencionarlo públicamente, “todo un río de recursos estará fluyendo hacia ese país, si votan a favor de estas reformas, tendrán dinero”, y de esta manera, Kenia ahora ha legalizado el aborto.

El movimiento eugenésico echó mano del odio y del racismo para deshacerse de los indeseables, y para poner en marcha su proyecto, y los científicos estadounidenses, y no me refiero a los seudo-científicos, aceptaron esto como su ‘evangelio’, como algo indiscutible. Ellos utilizaron a la ciencia para promover sus argumentos falaces. Lo que debemos entender es que la nueva “élite” se ha puesto en marcha para poner en práctica otro movimiento similar, con técnicas semejantes, ya no se le llama eugenesia, ahora toma el nombre de calentamiento global, la “élite” mundial necesita del calentamiento global con el fin de obtener una reducción de la población mundial, para eso les sirve esto. Ellos les pagan a científicos, a investigadores, financian instituciones prominentes para que éstos les aporten modelos teóricos, reportes, estudios, que apoyen su teoría y la hagan parecer correcta.

Podríamos ampliar la información hasta el cansancio, pero ya tienen la idea general, ahora les toca a ustedes investigar más a fondo.

El siguiente gran objetivo en el movimiento del calentamiento global, son los gobiernos. El involucramiento de los gobiernos en esta supuesta teoría científica, es muy simple, los gobiernos tienen el poder de sus naciones, y ese es todo el interés. La economía verde está constituida por el hecho de que la energía que se utiliza actualmente viene en su mayoría de los combustibles fósiles. El uso de estos combustibles produce dióxido de carbono, y el dióxido de carbono causa, según ellos, el calentamiento global, y por lo tanto, tales emisiones deben ser reducidas. Por lo tanto, debe haber un cambio en la economía, estos cambios deben venir a través de los gobiernos. Debido a que el cambio a tecnologías limpias es tan oneroso, si dependiera sólo de las empresas, nunca se harían tales cambios, por lo tanto, debe existir la coerción gubernamental. De esta manera, los gobiernos imponen límites drásticos a las emisiones de dióxido de carbono, y las violaciones a estas regulaciones son castigadas severamente. Si recuerdan, la Suprema Corte de los EEUU consideró que el dióxido de carbono era un contaminante, y a partir de esta decisión, el gobierno tiene poder legal para restringirlo. Las empresas, por supuesto, evitarán las multas reduciendo sus emisiones de dióxido de carbono, lo que significa que tendrán que desarrollar tecnologías alternativas y el uso de combustibles alternos, es decir, echando mano de la economía verde. Todo esto suena muy bien, ¿no es así?, ¡por medio de la economía verde tendremos aguas y aires puros!, sin embargo, la disponibilidad de puestos de trabajo se reducirá, debido a unos cuantos problemas técnicos:

Las fuentes de combustibles alternativas no son eficientes y son muy costosas. Los empresarios se encuentran en medio de esta disyuntiva, y deberán gastar más, lo que significará que deberán trasladar todo este costo al consumidor final, a todos nosotros. Todo este asunto gira alrededor del impuesto oculto y al esquema de tope e intercambio (cap & trade).

Un estudio llevado a cabo por el ‘Heritage Foundation‘, un organismo muy respetado, ha dicho que el costo de estas legislaciones será, en promedio, para una familia de 4 integrantes, de unos 3 mil dólares al año, durando la deuda desde el 2012 hasta el 2035. Esto significa que todos, sin excepción, deberán aportar 3 mil dólares anuales, incluyendo los desempleados, los pobres, los menores, etc.

Los gobiernos deberán fijar límites sobre la cantidad de dióxido de carbono que puede emitirse. Este límite o tope entonces se venderá a las empresas en la forma de emisiones permitidas, lo que autorizará a las empresas a descargar una cantidad de volumen específico de contaminante. Se requerirá tener un número específico de permisos equivalente a las emisiones permitidas, la cantidad total de permisos no podrá exceder el tope, limitando las emisiones totales a ese nivel. De esta manera, si alguien requiriera rebasar el tope de emisiones, tendría que comprarle sus permisos a otra empresa que no los haya utilizado o no haya rebasado o alcanzado el tope.

El intercambio se dará, entonces, por esta situación, cuando las empresas chicas que no rebasen su tope de emisiones vendan su remanente a las grandes empresas que necesitan emitir más dióxido de carbono. Tope e intercambio (cap & trade), funcionará así. Y el gobierno será quien determine esto. En la práctica, los compradores estarán pagando un derecho por contaminar, contaminar con dióxido de carbono, mientras que el vendedor de su permiso no utilizado es recompensado por no rebasar su tope.

El problema es que no existe una fuente de reemplazo barata, no existe, no es posible hacer funcionar una fábrica de autos exclusivamente por medio de generadores eólicos en el traspatio, eso es inviable, ‘tope e intercambio’ sólo es un impuesto energético más y deberá ser uno muy costoso con el fin de desalentar estas emisiones. Para quienes no lo sepan, esto ya está sucediendo en Europa, ‘tope e intercambio’ ya está funcionando allá, y de ese modelo es de donde se quiere imponer en otros lados. El estudio de ‘Heritage Foundation‘ también ha dicho lo siguiente:

“Si existe alguna duda al respecto, sólo debe mirarse a Europa, donde se tiene un esquema de ‘tope e intercambio’ (cap & trade) funcionando por varios años, y el cual ha representado un fracaso, desde cualquier punto que se lo vea. Este esquema no ha reducido las emisiones, tampoco ha llevado a ninguna innovación tecnológica que reduzca la necesidad de combustibles fósiles. La razón es simple: en contra de esta sublime retórica europea ambientalista, está la realidad de que nadie quiere cargar con los altísimos costos que representa el bajar las emisiones”.

‘Tope e intercambio’ (cap & trade) sólo inutilizará las economías, tendrá un costo en desempleo, los que más, lo resentirán los pobres en mayor medida, y otorgará un poder inusitado al gobierno. Por supuesto, a los líderes del movimiento del cambio climático no parece importarles mucho esta situación crítica de la economía, tan sólo lean esta cita de Maurice Strong, fundador del programa ambientalista de Naciones Unidas:

“¿No es la única esperanza del planeta el que las civilizaciones industrializadas colapsen? ¿No es nuestra responsabilidad provocar eso?”

 

Maurice Strong

Por cierto, muchos de los impuestos van hacia el sostenimiento de las Naciones Unidas. Lo que el gobierno de los EEUU obtiene mediante ‘tope e intercambio’ (cap & trade), y mediante cualquier otra legislación ‘verde’, es virtualmente poder ilimitado para distribuir energía para quien ellos quieran. Si no rebasan sus topes de emisiones, no hay problema, pero si lo hacen, serán castigados con exorbitantes multas, o quizás será limitado en su ración de energía, o serán sacados del juego, no inmediatamente, pues es cuestión de negocios, pero pondrán a alguien quien los reemplace. Si no creen que el gobierno podrá inmiscuirse a tal grado en este asunto, y que sólo sea cuestión de ciencia barata teórica, de histeria colectiva y que es disparatada esta posibilidad, sólo recordemos a las decenas de miles de ciudadanos que fueron esterilizados en contra de su voluntad, por un gobierno, estado tras estado. Recuerden, lo único que paró el movimiento eugenésico fue el evidente autoritarismo de los nazis, el darse cuenta de la cantidad de poder que puede llegar a tener un gobierno.

¿Qué pasaría con los pobres del mundo mediante la puesta en práctica de este tipo de legislaciones?, ¿qué pasaría con los “países en desarrollo” si se aplicaran estas políticas? Sin la disponibilidad de combustibles fósiles como fuente de energía, las economías emergentes no podrían sobrevivir, éstas necesitan hacer crecer sus economías, industrializarlas, crear fuentes de trabajo, lo mismo que sucedió en Europa en el siglo XIX pasa en la actualidad con los países en desarrollo. Las naciones en vías de desarrollo se resistieron a esto en muchas conferencias climáticas diciendo, “eso está muy bien para mantener el planeta, pero nosotros no lo podemos hacer, no podemos hacer funcionar un hospital por medio de un generador eólico, es imposible” Las nuevas formas de obtener energía como los paneles solares, o las turbinas eólicas, los biocombustibles, funcionan a cierto nivel, pero todavía no pueden hacer funcionar por sí solas a toda una economía, para muchas personas, este tipo de tecnología ni siquiera es asequible, es prohibitivamente costosa. ¿Cuántos años llevamos escuchando sobre esta tecnología?, ¿y por qué no la vemos en acción?, porque es carísima.

Se nos dice que el calentamiento global es causado por la acción humana, pero ha sido un medio para que los gobiernos pongan en práctica una fuerza coercitiva enorme, a través de impuestos y multas, estos nuevos impuestos han sido discutidos en muchas partes del mundo y han sido llamados los ‘impuestos del carbón’, y consiste en que se cobrará a la gente por su emisión de dióxido de carbono, así que, procuren respirar poco.

Por ejemplo, en Australia, un profesor de la Universidad del Oeste, publicó un artículo en una revista médica, diciendo que el gobierno debería imponer un cobro o multa de 5 mil dólares a quien rebase el límite gubernamental de dos hijos, y adicionalmente, multar con 800 dólares anuales por cada hijo adicional, por concepto de “impuesto del carbón”. Afortunadamente fue rechazada, sin embargo prueba que no es para nada disparatada esta situación, el movimiento del cambio climático gana terreno, no a través de estos extremos, pero llegará un momento en que estos extremos ya no se considerarán descabellados y se aprobarán, todo es cuestión de tiempo. Cualquier idea que parece disparatada o descabellada es publicada, es promocionada, ¿cuántos de ustedes han publicado una idea descabellada en una publicación científica? Los ‘impuestos del carbón’ sólo tienen la misión de inutilizar y de devastar las economías del mundo. Su objetivo teórico, es que haya un balance en las emisiones de dióxido de carbono, si en un aspecto se provocan muchas emisiones, se debe compensar con otras acciones que las reduzcan, ¿les suena tonto?, lean esto:

El Vaticano se involucró en un proyecto para plantar bosques en Hungría, los cuales absorberían el equivalente a la emisión anual de una ciudad del tamaño del Vaticano. En la foto aparece un cardenal recibiendo un certificado donde se reconoce el esfuerzo del Vaticano por el equilibrio del dióxido de carbono, esto sucedió en 2006.

Como nota al margen, parece que la compañía que prometió plantar el bosque en Hungría para “equilibrar las emisiones de dióxido de carbono” y comisionada por el Vaticano, se quedó con el dinero y no plantó nada. Sin embargo, el punto es que estos asuntos parecen tener efecto, aún en círculos muy influyentes.

Esta acción del Vaticano ha sido tomada de formas muy diversas, en los medios, en su intento de ser la primera nación europea que ha balanceado sus emisiones de dióxido de carbono. Pero el hecho es que todo este asunto está fundamentado en ciencia muy cuestionable. Incluso ni merecería llamársele ciencia sino una mera interpretación arbitraria de datos recabados. La agenda de este movimiento está más involucrada con la ingeniería social que con hechos científicos, y el deseo de los gobiernos para expandir su poder, eso es lo que resalta aquí, junto con la reducción de la población.

Sólo nos queda tratar el tercer objetivo de la agenda del cambio climático, y es el culto de adoración a la Tierra.

Aunque el movimiento del culto de adoración a la Tierra no comparte la agenda legislativa, es todavía un movimiento que no puede ser ignorado desde el punto de vista filosófico. Los adoradores de la Tierra predican que ésta es un ser o una entidad real, con mente y voluntad propia. Como no pueden ofrecer evidencia científica, porque no es su área, y no les importan las pruebas científicas, se refugian en afirmaciones del tipo idealista, por lo que puede considerarse un verdadero culto y deben tratárseles como tal. Esta diosa Tierra es llamada Gaia, como la de la mitología griega.

Uno de los promotores de este culto a la Tierra es sir James Lovelock, quien escribió en su libro del 2006 ‘The Revenge of Gaia’ (La venganza de Gaia), lo siguiente:

“Así como el cuerpo humano utiliza la fiebre para combatir una infección, Gaia aumenta su temperatura para expulsar a los dañinos parásitos humanos. Bajo la actual tendencia, la población humana será reducida a unas cuantas parejas reproductoras para el final del siglo XXI”.

¿Qué tal se sienten hoy, hermanos parásitos de la Tierra?

Robert Muller, ex asistente del fiscal general de Naciones Unidas, dijo:

“Qué increíble planeta, en este universo, será éste cuando vivamos como una familia, justamente, en paz, en amor y armonía con nuestra Tierra, todos reunidos, junto a los cielos”.

 

Robert Muller

Incluso ya existen rezos para la Tierra, una línea de una de estas oraciones dice así:

“De parte de la humanidad, pido perdón por haberte dañado. Perdónanos, Madre Tierra”.

Esto está contenido en un libro de texto que enseña a rezarle a la Tierra.

Y no crean que este movimiento se circunscribe sólo a campos esotéricos, a enamorados de los árboles, a hechiceros, o a adoradores paganos. Lo siguiente lo dijo Mikhail Gorbachov, presidente de la organización ‘Green Cross International‘ (Cruz Verde Internacional):

“La naturaleza es mi dios, para mí, la naturaleza es sagrada, los árboles son mis templos y los bosques mis catedrales”.

 

Mikhail Gorbachov

Dejaremos las citas aquí, y analizaremos brevemente dos aspectos.

Muchos de los partidos verdes, los cuales son más conocidos en Europa, tienen lazos con los antiguos regímenes comunistas, debido a que cuando estos últimos colapsaron, las personas que integraban estos regímenes no se vaporizaron, sino que vieron una oportunidad en los movimientos verdes para controlar a los gobiernos, así que, muchos de estos personajes se afiliaron a estos partidos, y aún más, se convirtieron en líderes, ¿a dónde fue a parar el antiguo régimen comunista?, no desaparecieron, se integraron al movimiento de los partidos verdes. Todos los demás que no fueron comunistas, al menos tenían una forma similar de pensar, en esa utopía apoyada en el control poblacional, y donde sobrevivieran los “mejores”, y donde los demás deben desaparecer. Ya sea eliminándolos directamente, o esterilizando a parejas para que no se reproduzcan.

El movimiento del culto de adoración a la Tierra, en su totalidad, junto al movimiento del cambio climático o calentamiento global, el control gubernamental, y el control natal, han trabajado activamente para involucrar a las religiones, desde hace ya algunos años. Ellos necesitan dar respetabilidad a sus trabajos, y una forma de lograr esto es hacer que las religiones se involucren en este programa general, en el movimiento. Todos hemos escuchado que necesitamos ser buenos administradores de la creación, y por supuesto, debemos serlo. Ninguna religión se opondrá a este principio. Pero, para hacer esto e involucrar a las religiones dentro del plan, como dijo el príncipe Felipe, ése quien quiere reencarnar en virus letal, en 1990:

“… el mayor objetivo del ‘movimiento verde’ fue involucrar a los líderes religiosos con el fin de que éstos le dieran al movimiento un carácter de imperativo espiritual”.

Sin embargo, existe una diferencia sustancial entre religión y culto a la Tierra: la religión coloca en primer lugar a Dios, mientras que el ambientalismo coloca primero a la Tierra. Existe una diferencia fundamental y filosófica entre el ambientalismo y la religión, sólo están de acuerdo en algo pequeñísimo, la religión dice que debe administrarse bien la creación, pero nunca dirá que debe elevarse a nivel divino a esta creación, como hemos escuchado. Esto nos suena como la historia de siempre, sustituyendo al Creador con la creación.

Y este es el motivo que ha causado una alarma justificada, al saberse que la Conferencia de Obispos de EEUU acogió este movimiento. ¿Qué tan involucrados están los obispos estadounidenses en esto? En los pasados años, han estado muy involucrados, en el año 2006, la Conferencia de Obispos de EEUU fundó la Coalición Católica sobre el Cambio Climático, y representa el apoyo de los obispos hacia las iniciativas que tienen que ver con la justicia ambiental. ¿Justicia ambiental? Todo esto se traduce que en las escuelas católicas se enseñara todo acerca del cambio climático, junto a la histeria catastrofista y las terribles soluciones. Unos años después, en 2009, fundaron el Pacto Climático Católico, donde se compromete a los católicos a preservar el ambiente, y le dieron el pintoresco nombre de la ‘Promesa de san Francisco -de Asís-‘, ¿no es conmovedor? Escuchen cuál es la ‘promesa de san Francisco’, esto fue hecho por los obispos estadounidenses, o al menos por sus subordinados:

“Yo, o nosotros, prometemos:
ORAR y reflexionar sobre la labor de cuidar la creación de Dios y proteger a los obre y vulnerables.
APRENDER acerca de las causas y la dimensión moral del cambio climático y educar a otros.
VALORAR la forma en que como individuos, familias, parroquias y otras afiliaciones contribuimos al cambio climático por causa del uso de energía, en su consumo y desperdicio, etc.
ACTUAR para cambiar nuestras decisiones y comportamientos con el fin de reducir la forma en que contribuimos al cambio climático.
DEFENDER los principios católicos y las prioridades respecto en las discusiones sobre cambio climático, especialmente en su impacto sobre los pobres y vulnerables.”

Así que debemos hacer todo esto porque es nuestra culpa, ¡esto no es más que propaganda!, y es la aceptación ciega de todo el sinsentido que sostiene el movimiento del cambio climático, como si fuera un hecho comprobado, ¡para nada está demostrado!, y en muchos casos ha sido refutado. Es muy ingenuo el querer hacer pasar esto por una enseñanza católica, incluso esto ha salido y ha sido utilizado en la liturgia católica, durante la misa, hace algunos años hubieron propuestas para hacer homilías por la Tierra, por el cambio climático. La página de internet de la Conferencia de Obispos de EEUU tiene una sección dedicada a tomar sugerencias para las peticiones en la misa, durante la reproducción del Calvario, ¿y qué es lo que sugieren?

 

“Oh Señor, ayúdanos a utilizar nuestra inventiva tecnológica para revertir el daño que hemos hecho a tu creación y a sostener tus regalos naturales. Señor, escucha nuestra oración.”

En otra parte de esta página del obispado de EEUU, existen enlaces a nada más y nada menos que al IPCC, el grupo en EEUU que está presionando para que se acepte este tema, está ahí, en la página de los obispos de EEUU. No existe la menor razón para considerar esto como si fuese una verdad teológica, en realidad, desde el hecho de que esto es apoyada sólo por la ‘ciencia basura’, realmente es ofensivo para la sensibilidad religiosa, porque se hace pasar como verdad algo que es mentira o al menos, un error. No tenemos que apoyar eso.

Lo que el Papa Benedicto XVI ha dicho, es más ecuánime:

“El respetar el ambiente no significa que debemos considerar a la naturaleza material o animal más importante que el hombre… Es primordial, respecto a las declaraciones sobre este tema, ser muy prudentes, al dialogar con expertos y gente que confía sin restricciones en esta ideología de presión, cuando expresan sus conclusiones apresuradas… Es esencial darnos cuenta que la Tierra es sólo nuestra casa común y… (debemos) escoger el camino del diálogo en lugar de tomar el camino de las decisiones unilaterales”.

.

Papa Benedicto XVI

.

El Santo Padre dijo esto hace dos años durante el ‘día de la paz’.

En resumen, debemos ver esto en perspectiva y darnos cuenta que estamos ante una enorme criatura de muchos tentáculos, promoviendo diversas agendas u objetivos, como el control natal, el culto de adoración a la Tierra, el gobierno mundial, e incluso derechos para los animales, donde cada uno de los tentáculos tiene su propia agenda que a su vez promueve la agenda del calentamiento global. Y una de las cosas principales que tienen en común entre sí, es lo que han compartido con infinidad de regímenes políticos de la historia, es su oposición a las verdades eternas.

Esta cita es de Peter Singer, fundador del movimiento ‘Animal rights’ (Derechos animales), y representa un buen resumen de esto:

“El cristianismo es nuestro enemigo. Si los derechos animales prosperan, debemos destruir la tradición religiosa judeo-cristiana”.

 

Peter Singer

Dado lo intrincado que es todo esto y lo mucho que ha perdurado, sólo puede haber un origen detrás del perverso deseo de limitar a la población o destruir a la humanidad y elevar a la creación al nivel de lo divino, el líder máximo no es Al Gore, no es Mikhail Gorbachov, no es Bill Gates, no es Naciones Unidas, ellos tan sólo son sus seguidores, son tontos útiles, son títeres del enemigo, quien ha puesto la altivez en los corazones de los hombres como para equiparar a la creación con el Creador, sabemos quién es el padre de todos ellos, es aquel de quien en el Apocalipsis se afirma que engaña a todo el mundo.

 

Apocalipsis XX, 7-8: Cuando se hubieren acabado los mil años, será Satanás soltado de su prisión, y saldrá a extraviar a las naciones que moran en los cuatro ángulos de la tierra...

Nadie puede sostener que el movimiento del cambio climático no sea hostil al cristianismo y a sus verdades, con un movimiento de este tipo, de estas dimensiones y de esta magnitud de hostilidad, con tanto poder e influencia, el fiel católico no necesita mayores evidencias para saber su naturaleza. Su agenda encubierta es fácilmente reconocible, porque es la misma agenda que siempre ha sido. Sabemos quién está detrás de este movimiento, observemos los resultados, por sus frutos lo reconoceremos.

.

.

>>Consultar fuentes y bibliografía<<
.
.

>>BITÁCORA<<

.

.

SOBRE la REPRODUCCIÓN del CONTENIDO de B&T: Se concede el permiso para reproducir, total o parcialmente, las traducciones originales de este blog, en otras páginas o blogs, con la condición de mencionar el origen del mismo, así como a su título, autor original y el nombre del traductor. El autor de B&T hace lo correspondiente al tomar material de otras páginas, sin excepción, y a pesar de no concordar totalmente con las ideas de otras webs o autores, creyendo que en esto reside un simple pero no despreciable acto de honestidad.

.

.


Categorías