Posteado por: B&T | Lunes, abril 6, 2009

México: Busca Curul Obispo de la Santa Muerte

Por Laura Toribio. Nota tomada del periódico mexicano “Nuevo Excelsior” -online-

Los fieles de la Santa Muerte marcharon repitiendo “somos creyentes, no somos delincuentes”. Foto: Héctor López

Los fieles de la Santa Muerte marcharon repitiendo “somos creyentes, no somos delincuentes”. Foto: Héctor López

México, DISTRITO FEDERAL (exonline).- David Romo llama a los seguidores de su Iglesia a castigar en las urnas a quienes atentan contra la libertad de culto

El obispo de la Iglesia de la Santa Muerte, David Romo Guillén, anunció que en esta semana pedirá licencia a su cargo religioso, se afiliará a un partido político y buscará un escaño en alguna de las Cámaras para defender, desde ahí, la libertad de culto de los cinco millones de fieles que, asegura, veneran a la Santa Muerte.

“La represión hacia nuestra devoción es ya una realidad, y de continuar esta actitud me veré en la necesidad de solicitar licencia a mi cargo religioso y buscar el partido político que me permita hablar por nuestro pueblo devoto, incluso en esta semana buscaré afiliarme a un instituto político como un miembro más, pero con aspiración a lograr un lugar en alguna de las Cámaras para representar a nuestra gente”, dijo al término de la marcha de seguidores de la Santa Muerte en protesta por la demolición de altares en Nuevo Laredo.

Desde la plancha del Zócalo, el padre Romo, también conocido por haber casado a la actriz Niurka Marcos con Bobby Larios, lanzó un llamado a los seguidores de su Iglesia para castigar en las urnas a quienes atentan contra la libertad de culto, y no descartó sumarse a las filas del PSD.

“Estamos en tiempo de campaña y las promesas sonarán nuevamente como campanas de la ilusión que engatusarán a algunos grupos sociales, pero a los devotos de la Santa Muerte no, porque debemos prepararnos con nuestro voto para castigar a quienes desde el pasado reciente y en este tiempo arremeten en contra de nuestra fe. Derrumbar los altares dedicados a la Santa Muerte ni daña o beneficia al crimen organizado; ponernos la etiqueta de criminales nos denigra y viola flagrantemente nuestros derechos humanos y las garantías constitucionales que gozamos; no debemos bajar la cabeza y aceptar estas arbitrariedades, debemos unirnos y dar la lucha abiertamente”, pidió.

Y precisamente fue al grito de “somos creyentes, no somos delincuentes”, que este domingo alrededor de 200 (doscientas) personas marcharon desde el templo de la Santa Muerte, en la colonia Morelos, hasta el Zócalo capitalino.

Encabezados por una efigie que mide alrededor de un metro 80, con pancartas en las que se leían leyendas como “No soy narco y no soy malo”, y vitoreando porras a la que conocen también como La flaquita, los fieles, convencidos de que no le hacen daño a nadie con su culto, exigieron que les respeten su derecho a creer en quien quieran.
David Romo llama a los seguidores de su Iglesia a castigar en las urnas a quienes atentan contra la libertad de culto

El obispo de la Iglesia de la Santa Muerte, David Romo Guillén, anunció que en esta semana pedirá licencia a su cargo religioso, se afiliará a un partido político y buscará un escaño en alguna de las Cámaras para defender, desde ahí, la libertad de culto de los cinco millones de fieles que, asegura, veneran a la Santa Muerte.

“La represión hacia nuestra devoción es ya una realidad, y de continuar esta actitud me veré en la necesidad de solicitar licencia a mi cargo religioso y buscar el partido político que me permita hablar por nuestro pueblo devoto, incluso en esta semana buscaré afiliarme a un instituto político como un miembro más, pero con aspiración a lograr un lugar en alguna de las Cámaras para representar a nuestra gente”, dijo al término de la marcha de seguidores de la Santa Muerte en protesta por la demolición de altares en Nuevo Laredo.

Desde la plancha del Zócalo, el padre Romo, también conocido por haber casado a la actriz Niurka Marcos con Bobby Larios, lanzó un llamado a los seguidores de su Iglesia para castigar en las urnas a quienes atentan contra la libertad de culto, y no descartó sumarse a las filas del PSD.

“Estamos en tiempo de campaña y las promesas sonarán nuevamente como campanas de la ilusión que engatusarán a algunos grupos sociales, pero a los devotos de la Santa Muerte no, porque debemos prepararnos con nuestro voto para castigar a quienes desde el pasado reciente y en este tiempo arremeten en contra de nuestra fe. Derrumbar los altares dedicados a la Santa Muerte ni daña o beneficia al crimen organizado; ponernos la etiqueta de criminales nos denigra y viola flagrantemente nuestros derechos humanos y las garantías constitucionales que gozamos; no debemos bajar la cabeza y aceptar estas arbitrariedades, debemos unirnos y dar la lucha abiertamente”, pidió.

Y precisamente fue al grito de “somos creyentes, no somos delincuentes”, que este domingo alrededor de 200 personas marcharon desde el templo de la Santa Muerte, en la colonia Morelos, hasta el Zócalo capitalino.

Encabezados por una efigie que mide alrededor de un metro 80, con pancartas en las que se leían leyendas como “No soy narco y no soy malo”, y vitoreando porras a la que conocen también como La flaquita, los fieles, convencidos de que no le hacen daño a nadie con su culto, exigieron que les respeten su derecho a creer en quien quieran.

bibliaytradicion.wordpress.com

ACTUALIDAD


Responses

  1. ¿Hay alguna ideología que no haya abanderado Romo Guillén?


Categorías