Posteado por: B&T | Viernes, septiembre 5, 2008

Destacado psiquiatra dice: No existe ninguna necesidad en particular para impartir la educación sexual

http://www.lifesitenews.com
Comentarios del Dr. Philip Ney

OTTAWA, 4 de septiembre de 2008 (LifeSiteNews.com).- Soy un profesor retirado de psiquiatría, habiendo enseñado en 5 diferentes universidades de Canadá, Hong Kong y Nueva Zelanda; también he dirigido unidades psiquiátricas infantiles y juveniles; he estado en consejos escolares. Esta breve opinión que escribo, está sustentada en la revisión de la literatura sobre el tema y en mi experiencia.

1. No hay ninguna necesidad en párticular para impartir una “educación sexual”. Por muchos siglos, no hubo educación sexual, aún así, los niños fueron concebidos y los padres disfrutaron el proceso. El descubrirse uno a otro en lo que es placentero en la cama, en la noche de bodas y posteriormente, es una parte importante del exitante y característico gozo que vincula a la pareja.

2. La educación sexual inhibe el vínculo de pareja. El educar a los jóvenes acerca de algo que surge naturalmente les quita la espontaneidad y el disfute del sexo que es de importancia vital para la vinculación de la pareja y por lo tanto de la estabilidad de la familia.

3. A mayor cantidad de educación sexual, mayor auto-conciencia sexual. Hay abundante evidencia de que a mayor educación sexual, especialmente en la técnica, mayor es la inhibición sexual de la pareja. Entre más se enfatice en el desempeño sexual, hay menos comunicación e intimidad interpersonal.

4. A mayor educación sexual, hay más actividad sexual. Es bastante concluyente en la actualidad que, a mayor educación sexual, existe más actividad sexual y todos los problemas implícitos en esto. La introducción de la educación sexual esta perfectamente relacionada con el incremento del aborto, las enfermedades de transmisión sexual y los problemas de interacción entre hombres y mujeres. La buena educación despierta en las personas el deseo de probar o de aprender más de forma experimental, paradógicamente, a este respecto, las formas actuales de educación sexual son buenas pero tienen malos resultados.

5. Entre más temprano se imparte la educación sexual, los niños experimentarán más pronto con el sexo y practicarán variadas técnicas sexuales. La evidencia en el presente también permite concluir que entre más temprano se imparte la educación sexual, el comportamiento sexual también se manifestará a más temprana edad.

6. La educación sexual ha fallado para prevenir las enfermedades y los embarazos. La educación sexual ha tenido el efecto opuesto al no prevenir que los jóvenes se involucren en “comportamientos sexuales riesgosos.”

7. La idea de “sexo seguro” ha fallado. Niños y jóvenes temerosos por los peligros del “sexo sin protección”, las drogas, conducir en forma irresponsable, alcohol, etc., en muchos casos ha tenido el efecto contrario de incrementar su interés en experimentarlos.

8. La dependencia a los condones ha sido peligrosamente engañosa, existen enfermedades de transmisión sexual, como el Virus del Papilloma Humano, en las cuales el condón no ofrece ninguna protección. Mediante un uso adecuado de los condones de mejor calidad se ofrece hasta un 87% de protección en contra del letal VIH, transmitido por coito anal. El uso del condón ha fallado particularmente en África. El condón crea la falsa impresión de seguridad, por lo tanto, fomenta los encuentros sexuales, cuando el resultado de esto es que hay por lo menos un 13% de probabilidad de morir.

9. No hay nada en la educación sexual que no sea parte de una efectiva educación sobre salud general. Todo lo que sea de valor en la educación sexual puede ser integrado a un necesario conocimiento de cómo funcionan la mente y el cuerpo. Hemos encontrado que por medio de la curiosidad de los jóvenes y dejándolos descubrir cómo funciona su corazón, pulmones, etc., surge en ellos un deseo natural de protegerlos y considerarlos como algo precioso, tanto su mente como su cuerpo.

10. La industria del sexo se beneficia de la educación sexual. Existe una enorme industria del sexo que se beneficia financieramente de los impulsos biológicos y recauda miles de millones a través de las modas, condones, anticonceptivos, etc. Es entendible que ellos provoquen problemas sexuales.

11. La educación sexual crea conflictos paralizantes y preocupaciones. Exponer a los niños a estímulos sexuales, mediante la educación sexual, les crea conflictos y preocupaciones que interfieren con su salud mental, educación y desarrollo personal.

12. La educación sexual tiende a generar imágenes mentales que interfieren con la apreciación de la naturaleza y el arte.

13. Ninguna educación sexual enseña la belleza y los riesgos del vínculo en pareja. No tengo conocimiento de ningún programa de educación sexual que informe a los niños acerca de las vicisitudes del vínculo de la pareja. Los humanos se hacen un sólo cuerpo a través de la sexualidad, de esta manera, el tener varios encuentros sexuales con diferentes personas crean vínculos de pareja para toda la vida, esto interfiere con la intimidad y la durabilidad de un posterior compromiso matrimonial. Las estadísticas indican que a mayor sexo premarital, mayor sexo extramarital.

14. Muchas formas de educación sexual, incluyendo la educación en la “castidad”, deja en los jóvenes la impresión de que cualquier forma de encuentro sexual está bien, excepto el vaginal, cuando no es así.

Sitio del Dr. Ney (inglés): http://www.messengers2.com

Traducción: A. Villarreal de B. y T.


Categorías